OCAS en www.asturias24.es

Gracias Pablo, por tu artículo y por tu apoyo. OCAS

PPablo_Prietoablo Prieto Fernández

OCAS

Trabajo, discreción, constancia y coherencia. Mucha coherencia. En sus pentagramas no hay notas, hay compromiso. Son una de las joyas de esta tierra y, como suele ser norma en estos casos, apenas cuentan con el apoyo de la Asturias oficial. Cada proyecto es la historia de una pequeña odisea en la que los protagonistas son héroes anónimos que pasan sin pena ni gloria, salvo honrosas excepciones. La Orquesta de Cámara de Siero (OCAS) no es una orquesta, es una factoría de solidaridad, es la infantería de una Cultura que merece ser escrita con mayúsculas porque se niega a refugiarse en la comodidad de los palacios y disfrutar de los placeres que producen los halagos en los cócteles oficiales.

Los hombres y las mujeres que forman esta orquesta no hablan, actúan. Y lo han hecho en favelas y en la sede de la ONU. Dan conciertos en grandes auditorios pero también llevan la música a lugares en los que sólo crece la miseria y la tristeza. En sus ensayos saben que cruzarse de brazos no es una opción y mirar a otro lado tampoco entra en sus planes. Cada actuación es un grito sordo, una llamada de atención, un motivo para la reflexión.

No tienen grandes patrocinadores, no hay multinacionales que financien sus proyectos, así que la autofinanciación es norma de la casa. Han demostrado que la escasez de recursos no es una barrera capaz de frenar a la voluntad. Superan las dificultades con esfuerzo e imaginación. Y así logran mover montañas. Y lo hacen con discreción, sin boato ni fuegos artificiales.

Las mujeres y los hombres que forman esta orquesta nos recuerdan la importancia de las pequeñas cosas, el valor de lo sencillo que tanto despreciamos pero tanta falta nos hace. Su música se transforma en ese latido vivo que permite recuperar la ilusión y la esperanza. Como dijo el maestro, somos lo que hacemos para cambiar lo que somos. Gracias OCAS.

Enlace a la web del artículo:

http://www.asturias24.es/ideas/pablo-prieto/posts/ocas

 

El HUCA se traslada al ritmo de Radetzky

El HUCA se traslada al ritmo de Radetzky

El área de terapias del cáncer del viejo hospital acoge en su último día de funcionamiento un singular miniconcierto de la Orquesta de Cámara de Siero

Pablo ÁLVAREZ. La Nueva España. 06.06.2014

En pocos minutos, unas dependencias hospitalarias casi siempre pobladas de zozobras e incertidumbres se vieron invadidas por la alegría que transmite la música. No era Año Nuevo ni estábamos en Viena, pero la celebérrima “Marcha Radetzky” marcó ayer el ritmo de la mudanza del Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA). Una quincena de músicos de la Orquesta de Cámara de Siero (OCAS) ocupó el área de oncología médica del centro sanitario en su último día de funcionamiento. Enfermos y acompañantes se sumaron dando palmas. Algunos incluso tomaron la batuta y se convirtieron en improvisados directores.

Un sentimiento de emoción invadió a Fernando Oliva, contrabajista, quien entre tal laberinto de columnas, sillas y mostradores a duras penas lograba hallar espacio para su voluminoso instrumento. “Estuve viniendo por aquí dos años con mi madre, que afortunadamente está curada, aunque sigue con revisiones cada seis meses”, explicaba el músico. Reyes Carvajal se sentía como en casa. En realidad, estaba en casa. Tocó la trompa sin quitarse la bata de trabajo, ya que investiga en la unidad de inmunología del Hospital Central. Gema del Valle, enfermera y una de las promotoras de la actuación, se perdió el espectáculo a causa de la intensa afluencia de usuarios. Nunca falta trabajo en la sala de tratamientos de quimioterapia: en pleno concierto, una paciente se desvaneció y tuvo que ser atendida.

Manuel Paz, director de la OCAS, no ocultaba su satisfacción. “Tenemos una amplia experiencia en conciertos solidarios, no sólo en España, también en otros países, como Marruecos y Grecia”, explicó. El repertorio del concierto constó de tres piezas: la ya citada marcha de Johann Strauss (padre); “Jokey Polka”, de Josef Strauss; y “Ayer vite na fonte”, bucólica composición asturiana. Dos de ellas fueron interpretadas en la sala de espera, donde los iniciales rostros de sorpresa fueron dejando paso a gestos de rélax y satisfacción. Y las tres sonaron a continuación en el hospital de día, donde los enfermos de cáncer reciben sus tratamientos.

En el primero de los “escenarios”, el director de la OCAS pidió un voluntario para manejar la batuta. Hubo resistencias, pero terminó convenciendo a Marián García Aguilera, una mierense que acompañaba a su madre, Elvira Aguilera. En el hospital de día, la improvisada “directora” de la OCAS fue Montserrat Posada, de Infiesto, en plena sesión de quimioterapia, quien lleva a tratamiento desde el pasado marzo. “Estoy bastante bien”, explicó después del trabajo extra que le había encomendado Manuel Paz.

“Estoy convencida de que, algún día, la música formará parte de nuestros tratamientos del cáncer”, pronosticó la enfermera Eva Pérez Pertierra al final del singular miniconcierto.

Premiados por la ATR “Asociación de Telespectadores y Radioyentes de Asturias”

La OCAS Premio ATR 2014 Asociación de Telespectadores y Radioyentes de Asturias

La OCAS Premio ATR 2014 Asociación de Telespectadores y Radioyentes de Asturias

Orquesta de Cámara de Siero, galardonado por:

  • Su capacidad para cautivar a todas las audiencias con la música.
  • Su original fórmula para mostrar la potencialidad de la música para deleitar a todos con un lenguaje universal.
  • Su frescura para resaltar la necesidad de los estudios musicales en estos tiempos.

LA OCAS en el Festival Lorca Forever · 17 Mayo · 2014 · 20:00 h.

LA OCAS en LORCA FOREVER
El martes 6 de mayo tendrá lugar el inicio del festival “Lorca Forever” con el que Siero homenajeará con diversas actividades al poeta y dramaturgo granadino Federico García Lorca. El acto inaugural, estará protagonizado por una mesa redonda titulada “El mundo lorquiano” en el Teatro Auditorio de Pola de Siero, esta tarde a las 20 horas, con entrada libre hasta completar el aforo de la sala.
La mesa redonda contará con la participación de Carmen Bobes, Juan Pérez de Ayala, Guillermo de Osma, Etelvino Vázquez y Ramón Avello.
A continuación, se procederá a la inauguración de la exposición “Ismos y Vanguardias”, una muestra que recorre las diversas tendencias plásticas que dominaron y marcaron el periodo del nacimiento y desarrollo de la pintura moderna española con obras de artistas como Torres García, Juan Gris, Benjamín Palencia, Barradas, Luis Fernández, Julio González, Bores, Viñes, Moreno Villa, García Lorca, Aurelio Suárez o Maruja Mallo, entre otros; y con tendencias y movimientos como el Cubismo, Constructivismo, Vibracionismo, Figuración lírica, etc.
La exposición que tendrá lugar en la Casa de la Cultura de Pola de Siero y que podrá ser visitada entre el 6 de mayo y el 2 de junio, de lunes a viernes de 17 a 21 horas y los sábados de 11 a 13.30 horas.
El festival “Lorca Forever”, contará en su programación con actividades de cine, música, pintura, poesía y teatro en Pola de Siero hasta el próximo 6 de junio, con participaciones destacadas de la Orquesta de Cámara de Siero OCAS, Amancio Prada o la compañía Teatro Norte, entre otros.

Mi jazz, tu jazz, el jazz de la OCAS

La OCAS repasa la historia del jazz
La Nueva España

Ocas historia del JAZZ

Ocas historia del JAZZ

La Orquesta de Cámara de Siero (OCAS) ofreció el Domingo día 11 de Mayo un concierto en el teatro de la Laboral para repasar la historia del jazz de forma divulgativa. Vestidos al estilo de los años 30, saltaron por diferentes estilos durante su actuación.

Jazz en la Laboral con la OCAS
El Comercio de Gijón

La Orquesta de Cámara de Siero ofreció en la tarde de ayer en el teatro de la Laboral un viaje musical por los comienzos, la historia y los mecanismos del Jazz. Los 40 jóvenes instrumentistas realizaron un viaje por los diversos paisajes sonoros y urbanos en los que el jazz se ha movido y se mueve. Como solistas actuaron Andreas Prittwitz saxos, clarinete y flautas de pico y Alberto Lozano, al piano.

Pop-rock de los 80 para hacer frente al cáncer

Los Secretos colaboran con la Fundación Sandra Ibarra
07/04/2014. El Comercio de Gijón
MARÍA LASTRA

16468438--390x180
Tenía 20 años y acababa de recibir una punción lumbar que la obligaba a quedarse en la cama durante todo el día. Pero aquella noche, Los Secretos tocaban en la plaza de su pueblo, Medina del Campo, y Sandra Ibarra, no sin esfuerzo, decidió ponerse los vaqueros y salir a la calle. Vio el concierto sentada en un sofá desde un balcón en casa de unos amigos, «muy cansada, pero sin dejar de disfrutarlo». Estaba en pleno tratamiento de quimioterapia, y aquella noche se preguntó en más de una ocasión si sería la última vez que les escucharía cantar. No fue así. Unos años más tarde siguió a Los Secretos en Las Ventas por el 30 aniversario de su carrera musical, y ayer estuvo de nuevo junto a ellos en el Auditorio Príncipe Felipe. El objetivo, «sumar esfuerzos a la investigación contra el cáncer», y también poner música a un capítulo de ‘Las cuentas de la felicidad’, el que la modelo le dedicó a este grupo en el libro que narra que el diagnóstico no fue impedimento para ser la protagonista de su propia vida. Lo ha conseguido.

Los Secretos cerraron ayer un recital, protagonizado con la Orquesta de Cámara de Siero, y en el que también colaboraron Héctor Braga, Truequedart y el Coro de Voces Blancas del Nalón, en una nueva gala solidaria organizada por la Fundación Sandra Ibarra. No es la primera vez que esta banda de pop-rock de los 80 colabora con este tipo de causas. La amistad que les une a Sandra ha servido para que no se lo pensaran dos veces antes de participar en este concierto. «Siempre dedicamos una parte de nuestra gira a fines de este tipo», explica el líder de la banda, Álvaro Urquijo. Recibirán un premio solidario por esta labor, que realizan principalmente con la oenegé Cris Contra el Cáncer, que preside otra gran amiga que también ha padecido la enfermedad. Para Urquijo, este tipo de recitales «requieren una doble motivación: la de ofrecer buena música, pero también concienciar sobre la importancia de colaborar con la fundación».

La Fundación Sandra Ibarra encuentra mucha colaboración en Asturias. Cientos de personas llenaron el hotel de La Reconquista en el primer festival flamenco que organizaron, y ayer más de 750 personas acudieron al Auditorio Príncipe Felipe. El periodista Juan Ramón Lucas presentó el recital, que terminó con los acordes de ‘Déjame’, una de las canciones que Sandra Ibarra tarareó ya hace años en Medina del Campo.

De la fusión a la fisión de todas las músicas

Crítica / Música 08.04.2014 | 17:21 David ORIHUELA
LA NUEVA ESPAÑA

2ºCONCIERTO de SOLIDARIDAD frente al CANCER
De las coplillas de ciego al pop de los ochenta trufado con unas perlas de hip-hop y baile asturiano. Todo con el colchón de una orquesta sinfónica y el loable fin de recaudar fondos para la lucha contra el cáncer.

En la música, lo de la fusión se utiliza en muchas ocasiones para explicar cosas que no tienen ni pies ni cabeza, pero otras veces las músicas sí consiguen fusionarse logrando momentos gratos para el oído y el recuerdo. Algo así como el paso de la fusión a la fisión. Es lo que se logró la noche del domingo en el Auditorio de Oviedo, una gran liberación de energía a través del bombardeo musical. La Orquesta de Cámara de Siero (OCAS) puso de nuevo en marcha su proyecto “Vínculos”, en esta ocasión a favor de la Fundación Sandra Ibarra, y con el objeto y objetivo de recaudar fondos para la lucha contra el cáncer, demostró que la fusión hay que currársela y que no lo puede hacer cualquiera. La orquesta, dirigida por Manuel Paz, se rodeó de profesionales tan convencidos como ellos de que la música puede cambiar algo. Lo hicieron sin apriorismos y así sonó perfectamente empastada la orquesta con Truequedart, esa formación que tira hacia el hip-hop pasando por el funk. Héctor Braga cantó “Chalaneru” y el Coro Voces Blancas del Nalón, “Bohemian Rhapsody”.

Quedaban “Los Secretos”. Los preludios de las canciones de los Urquijo tocadas por la OCAS deberían grabarse. Himnos como “Déjame” levantaron al público hasta el punto de que la sesión siguió fuera de todo guión con la orquesta bailando y cantando.