Un día de descanso… ensayando – 17/08/2014

Inicialmente el domingo estaba previsto que fuera día de descanso, pero era necesario trabajar más los temas, así que solo hubo descanso hasta las 5.30 de la tarde.

Hasta esa hora la gente de la OCAS aprovechó para dormir la mañana, ir a una sesión de zumba en un macroevento organizado en la Nave Deportiva al lado del Albergue, hacer compras en el supermercado, ir hasta la playa y darse un baño (los más atrevidos, porque el agua está más que fresca) y también para estudiar.

Sesión de zumba en Polideportivo

A las 5.30 de la tarde, los 7 componentes de la OCAS Jazz Ensemble se juntaron para ensayar los diferentes temas que tocarían a partir del día siguiente en diversos eventos.

Ensayo de la OCAS Jazz Ensemble

A las 6 se reunía la sección de viento para trabajar algunos de los pasajes más complicados del repertorio y a las 7.30 era el turno de toda la orquesta.

Parciales de viento

Ensayo de toda la orquesta

El ensayo se extendió hasta las 10 de la noche y la mayoría de los miembros de la OCAS cenó en el albergue las suculentas provisiones del supermercado o las pizzas a domicilio. A esas horas y tras el intenso ensayo la cena supo de maravilla.

Éxito de la OCAS en Melres, un lugar para volver – 16/08/2014

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

El día anterior no había sido posible hacer el ensayo con toda la orquesta, así que después del desayuno empezó el ensayo general que, al final, se extendió durante toda la mañana.

Ensayo matinal en Espinho

 

El concierto de la tarde, en Melres, era importante, así que había que dejar todo listo. La intención era salir pronto hacia esta localidad del municipio de Gondomar, para comer allí y dar un paseo hasta el río antes de la prueba y del concierto, pero los planes no salieron como estaban planificados.

 

En una estrecha calle de Espinho, cerca de la playa, un coche francés, muy mal aparcado, imposibilitó que nuestro Alcotán, con Antonio a su mando, pudiera girar. Casi una hora y media de más tarde conseguíamos salir de Espinho, una vez los dos municipales y su grúa, lograron apartar el coche causante del delito.

Atrapados en Espinho

Una vez en Melres, todo empezó a salir fenomenal. Comimos en el bar de la Banda Municipal de Melres y además, la organización nos invitó a cenar y eso que no era lo previsto. La comida nos supo a gloria bendita y las personas que nos atendieron fueron totalmente encantadoras.

 

 

Local Banda Musical de Melres

Descargando instrumentos en Melres

Después de comer la competición estuvo servida con algunas partidas de futbolín y también con un paseo hasta el río, en el que hubo quien se dio un chapuzón, con la sorpresa de la agradable temperatura del agua (alrededor de los 23 grados).

El río Duero a su paso por Melres

La prueba de sonido empezaba a las 6 de la tarde en un auditorio espectacular y totalmente inesperado para una localidad que no cuenta con 4.000 habitantes.

Auditorio Banda Municipal Melres

 

Las instalaciones y la puesta en marcha de la Banda y la Escuela de Música son posibles gracias a las aportaciones económicas del presidente António de Sousa Mota, abogado e industrial afincado en Brasil.

En la prueba de sonido

El concierto de la OCAS se integró en los actos de conmemoración de los 500 años de la freguesía de Melres y fueron posibles a Rodrigo Orviz, clarinetista de la OCAS que desde hace dos años es segundo clarinete de la Banda Musical de Melres y al Director de la Banda, el Maestro José Carlos Ferreira.

El auditorio de la  Banda de Melres

El concierto daba comienzo a las 7 de la tarde con el patio de butacas bastante lleno. Era la primera vez que en Melres tocaba una orquesta con cuerda y la expectación era grande. Desde la primera obra la conexión entre el público y la orquesta se hizo evidente.

En el Concierto

La participación del público fue total y hay que reconocer que la calidad del “órgano humano” de la Nana de Brahms fue de lo mejor que la orquesta escuchó en los últimos años.

Órgano humano en la Nana de Brahms

 

El concierto fue un gran éxito que acabó, de nuevo, con el público en pie. Las felicitaciones no se dejaron esperar ni tampoco las ideas de futuros proyectos de colaboración entre la orquesta y la banda.

Foto tras el concierto

Tras el concierto, la organización nos invitó a una deliciosa cena que fue el colofón de un magnífico día en el que Melres y la hospitalidad de sus habitantes enamoraron a la OCAS.

Los dos maestros: Manuel Paz y José Carlos Ferreira

Los dos maestros: Manuel Paz y José Carlos Ferreira

Ensayos matinales y visita a Aveiro y Costa Nova – 15/08/2014

Empezábamos la mañana con los ensayos parciales de cuerda, viento y percusión. En la sección de percusión, además, se montó y probó por primera vez el xilófono bajo de tubos. El resultado dejó boquiabierto a más de un miembro de la orquesta y también del personal del albergue que no daba crédito al escuchar el sonido emitido por las chanclas al tocar en los tubos.

Ensayo sección cuerdas

Ensayo sección viento

Xilófonos de tubo: alto y bajo

Los ensayos se extendieron más de lo esperado y no fue posible hacer el ensayo previsto con toda la orquesta.

Comimos y tuvimos la tarde libre que aprovechamos para pasear y ver las preciosas casas de colores y también disfrutar de la playa. Aunque había marejada, al menos no soplaba el viento de los días anteriores y la temperatura era realmente agradable.

En Costa Nova

En la playa de Costa Nova

A la hora prevista esperábamos el autobús y veíamos el monumental atasco para salir de Costa Nova e ir hacia Aveiro. Parecía que todo Portugal, media España y media Francia se habían puesto de acuerdo para estar allí. Varios coches averiados dificultaron más el tráfico, con lo que llegamos a Aveiro una hora y media más tarde de lo que estaba previsto.

En la espera del bus, en Costa Nova

Faltaba poco para que se fuera haciendo de noche, así que dio tiempo a dar un breve paseo y a cenar por la zona. Cada vez con más frío echábamos de menos la chaqueta y los calcetines que nos habíamos dejado en Asturias.

En Aveiro

Con Joãozinho en Oporto, por el Douro – 14/08/2014

Amanecíamos en la Pousada de Juventude de Espinho (un albergue juvenil) y lo primero fue hacer una expedición por los alrededores dándonos cuenta inmediatamente de que estábamos en el mismísimo centro de la nada.

Un entorno natural en el que se conjugan, con armonía, un bosque de eucaliptos y un enorme aparcamiento.

Pousada de Juventud de Espinho

Mientras Manuel y Rodrigo mantenían cinco reuniones en Oporto para coordinar conciertos, el resto del grupo tuvo la mañana libre que muchos aprovecharon para hacer una caminata de 30 minutos hasta el centro del pueblo y a la inmensa y ventosa playa, paraíso de los surfistas. Si la bajada fue relativamente cómoda, el regreso cuesta arriba se hizo más largo y duro.

A las 4 de la tarde el autobús nos recogía para ir a Oporto, a la Ribeira, en donde la Compañía Douro Azul había dispuesto un barco para un mini crucero por el Duero con intervención de la orquesta dirigida por Joãzinho, la mascota del proyecto “Um Lugar para o Joãozinho” del Ala Pediátrica del Centro Hospitalario de São João, en Oporto.

Joãozinho

Inicialmente se tocó en el muelle, con gran expectación de los numerosísimos paseantes y fuimos conscientes de la gran popularidad de esta mascota y de este proyecto de apoyo a niños, adolescentes hospitalizados y sus familias.

Joãozinho

Tras la actuación fuimos al Centro Hospitalario São João, el Hospital universitario más grande de Oporto, en donde nos dieron una cena muy rica que superó con creces todas las expectativas iniciales.

Hospital San Joao Oporto

Con el estómago lleno, volvíamos a La Ribeira a dar un paseo y conocer algunas zonas de la bella ciudad de Oporto, de nuevo con fresco y echando de menos alguna chaqueta más gorda o unos playeros con calcetines.

Oporto por la noche

A las 12.45 en punto salíamos de Oporto tras la primera demostración de puntualidad de la OCAS y de subida al bus en tiempo récord. Antonio, nuestro sufridor chófer, no daba crédito. En menos de un minuto habíamos subido al bus sin ocasionar ningún trastorno de tráfico frente al Ponte Pênsil.

DSC02460

Llegábamos a Espinho con gran cansancio, tras otro día sin parar.

La Associação Humanitária “Um Lugar para o Joãozinho” tiene como objetivo la obtención de financiación para la nueva Ala Pedríatrica del Centro Hospitalario de São João, en Oporto. Su finalidad es contribuir, con todos los medios al alcance, en beneficio de niños y jóvenes internados en el Hospital, y sus familias, para la protección de la salud y el tratamiento de sus dolencias. Es una iniciativa de financiación privada con la que se pretende, entre otras cuestiones, contar con mejores infraestructuras, disponer de espacios lúdicos de encuentro entre niños y adolescentes y su mundo (familia, escuela y amigos), proporcionar condiciones dignas a padres y familiares de los niños y niñas enfermas, promover la excelencia en su misión asistencial, pedagógica, científica y de investigación.

Rumbo al mar: De Guimaraes a Póvoa de Varzim – 13/08/2014

Guimarães no nos quería dejar con mal sabor de boca, así que amaneció “bonito, bien bonito” y pensamos “tarde llegas”.

La OCAS se desperdigó por la ciudad, unos subieron en el teleférico a la Penha, un entorno natural de increíble belleza y con unas formaciones rocosas dignas de ser utilizadas como escenario para otro concierto jurásico. Otros fueron al castillo, otros al Palacio, otros recorrieron las calles del centro. Por algo la ciudad de Guimarães es Patrimonio de la Humanidad.

Escenario para otro concierto jurásico

Manuel, subiendo la media de edad

Manuel, subiendo la media de edad

Después de comer, el bus puso proa al mar y llegamos a Póvoa de Varzim sobre las cuatro de la tarde.

En el bus, rumbo a Póvoa de Varzim

Un par de horas para disfrutar de la playa y comenzamos con los preparativos de la participación de la OCAS en la Feria del Libro.

El frío y el fuerte viento fueron los responsables de anular, por segunda vez, un flashmob de la OCAS. Contra viento y marea un cuarteto de la OCAS interpretó varias piezas, en una de las barracas de la feria, para congregar al público que posteriormente se dirigiría al Centro Cultural.

En el stand de la feria del libro

Mientras caía la noche, la planta circular de este peculiar auditorio acogía al público que paulatinamente se fue incorporando al concierto y al final la sala estaba prácticamente llena.

Concierto en Póvoa de Varzim

Pieza a pieza el público fue cogiendo confianza y se acabaron integrando plenamente en la dinámica del concierto. El Concierto para Cocina y Orquesta de Alberto Lozano mostró, como siempre, hasta dónde puede llegar la complicidad de la OCAS con el público.

Concierto en Póvoa de Varzim

El punto álgido lo marcó la interpretación del “Grândola, Vila Morena”, que todos los asistentes cantaron y que emocionó a más de una persona.

El público en pie

Tras las felicitaciones y con la sorpresa de la organización por un concierto tan singular, surgían miles de ideas para futuras colaboraciones. Una vez subido todo el material al autobús partimos hacia Espinho, a la Pousada de Juventude.

Una noche más, la OCAS se fue para la cama con “el orgullo y la satisfacción” de haber pasado y haber hecho pasar unos momentos inolvidables de música y cooperación.

Próximo destino: Portugal con #Vínculos2014 – 12/08/2014

Vínculos 2014 comenzó en Gijón a las 00,30 horas del 12 de agosto. Con las paradas de rigor en Lugones, Oviedo, La Vírgen del Camino y Benavente nos dirigimos a la frontera lusa que cruzamos sobre las 7 de la madrugada, hora española.

Guimarães nos recibió alrededor de las 8 de la mañana, con un día nublado. Tuvimos la suerte de que en el Hostel Centro Juvenil San José, nos dejaran entrar en las habitaciones y poder despreocuparnos del equipaje.

Después de desayunar comenzó el ensayo en un salón noble del Centro que nos alberga.

Ensayando

 

Llegaba la hora de comer y nos dirigimos al centro de la ciudad acompañados de María Ferreiro, de la A.A.C.-Casa da Criança y de un fina y persistente lluvia (llámese orbayu). Localizamos la plaza en la que “se haría” el flashmob y el Museu Alberto Sampaio, en cuyos jardines, “sería” el concierto.

Jardines del Museo

Mientras comíamosy la lluvia continuaba, cruzábamos los dedos para que mejorara el tiempo. Pronto vimos que con el método de “cruzar los dedos” no lograríamos nada ya que la lluvia arreciaba cada vez más  y la temperatura bajaba. Era evidente que ni el flashmob ni el concierto podrían ser al aire libre y hubo que buscar una alternativa muy rápidamente.

En lugar del flashmob, un cuarteto, en representación de la orquesta, interpretó varias obras en el Restaurante Santiago y el concierto se celebró en un bonito salón de la Asociación Comercial e Industrial de Guimarães.

A pesar del mal tiempo se congregó un número importante que casi llena la sala, entre los que se encontraban 7 de los 22 niños que acoge la AAC Casa da Criança.

Desde el primer momento la conexión de la orquesta con el público fue más que evidente y se fue desarrollando el repertorio de la OCAS con música española, piezas didácticas y participativas en las que el público disfrutó colaborando con los músicos y divirtiéndose.

 

Concierto en Guimaraes

El cierre del concierto fue todo un lujo. Por una parte, por el estreno del arreglo de Alberto Lozano, de la emblemática “Grãndola, Vila Morena”, canción que se convirtió en el “himno” de la Revolución de los Claveles y por otra, por el gran fervor con el que el público cantó e hizo los coros, ofreciendo un resultado más que espectacular.

Fue, sin duda un gran concierto y llamémoslo casualidad o no, cuando acabó había dejado de llover y, aunque estaba fresco, el orbayu abandonaba Guimarães.

Guimaraes

Según nos contaba María, Tony Carreira, un cantante de música ligera portugués, muy popular, inicia todas sus giras en Guimarães porque es una ciudad que siempre le ha traído suerte y grandes éxitos. Para la OCAS, sin duda, fue un gran inicio.

La cena fue en las instalaciones de la AAC: rojoes, un plato típico, típico de Guimarães. Pedazos de cerdo, sangre, farinheiras (tripa de cerdo rellena de harina), patatas y arroz. Sin palabras. Estaba mejor que bueno.

Cena en la Casa da Criança

Cena en La Casa da Criança

Se nos olvidaba comentar que, después de comer estuvimos con Fernanda Carvalho, periodista de la revista social Bigger, de Guimarães que entrevistó a Manuel Paz con el fin de incluir un artículo en el próximo número de la revista, incluyendo nuestra presencia en esta ciudad tan bonita.

Comienza Vínculos 2014 – PORTUGAL

En pocas horas, comienza Vínculos 2014. Un proyecto de Música y Cooperación de la Orquesta de Cámara de Siero. Este año nuestro destino es Portugal y terminaremos por tierras extremeñas.

Despues de nuestro último de la serie de CONCIERTOS JURÁSICOS en el MUJA “Museo del Jurásico Asturiano”, tenemos el tiempo imprescindible para hacer las maletas y esta madrugada partimos hacia Guimarães, nuestra primera parada.

Vínculos 2014 - PORTUGAL

Vínculos 2014 – PORTUGAL